Andrew Wylie: “llegir en un Kindle provoca càncer”

andrew_wylie_2--644x362

 

Hi ha moltes formes de resistir-se i lluitar contra la introducció dels llibres electrònics. Normalment, els amants dels llibres tradicionals continuen defensant que no hi ha res com el tacte, la textura, la olor del paper.

O simplement el que passa és que no tenen ganes de posar-se a aprendre tot el que tingui a veure amb e-readers, e-books, nous dispositius de lectura o qualsevol altre objecte engendrat pel diable de la tecnologia.

Ves a saber. D’arguments n’hi ha de molts tipus, i gairebé en podríem trobar tants com lectors. I tots, evidentment, respectables.

Bé. Tots? Començo a dubtar-ho, perquè fins ara no havia escoltat el formulat per un personatge no massa conegut, però que sembla ser “l’agent literari més mediàtic i implacable de tots els temps”. Parlem d’Andrew Wylie, a qui genera tanta estima per allà on passa que també se’l coneix amb els afectuosos apel·latius de “xacal, gos rabiós o carretó de l’escombraria”, entre altres.

Però tot i aquesta estimació, es tracta d’un agent literari que representa a més de 1.000 escriptors, entre els quals trobem noms de la importància de Saul Bellow, John Cheever, Philip Roth, Orhan Pamuk, Salman Rushdie, Roberto Bolaño, John Updike, Witold Gombrowicz o, fins i tot, Shakespeare i Art Spigelman.

Doncs bé. El cas que Andrew Wylie acaba d’afegir un nou argument per allunyar-se dels llibres electrònics, ja que, segons diu, “llegir en un Kindle provoca càncer”. I per rematar-ho afegeix que “els lectors d’e-books només llegeixen escombraria”.

Pim pam i es queda tan ample.

Faig un resum del post publicat al bloc www.papelenblanco.com, on es parla de les afirmacions de Wylie, com a exemple de les opiniones que les seves declaracions han generat.

kindle

“Lo leíamos en esta entrevista concedida al diario La Nación, y el hombre no se corta, no. Wylie arremete contra el libro electrónico, al que acusa (sin ningún tipo de justificación) de causar cáncer en los lectores, además de dar por sentado que los lectores de libros digitales sólo leen basura. Estas y otras perlas son las que ha soltado el famoso Chacal y de verdad que a una la dejan con la boca abierta.

A. W.: La industria editorial anda bien, va a sobrevivir. Por un tiempo hubo gente que no estaba segura, y me incluyo, pero ahora estoy convencido de que va a sobrevivir y que le va a ir bien. Además, cuando la gente se entere de que leer en un Kindle da cáncer, Amazon va a perder participación de mercado.

(Amazon) Quizá beneficia a los lectores pobres. Pero al final de cuentas, los lectores pobres no tienen educación y, probablemente, van a comprar basura. Por eso no me importa.

Soy de las que opinan que todos, absolutamente todos, tenemos derecho al pataleo. Todos tenemos derecho a quejarnos, ya sea de nuestro trabajo, de nuestro pelo o de las escaleras, eso no nos lo quita nadie. Pero lo de Andrew Wylie me parece pasarse de la raya. Acusar así a Amazon (o a cualquier otra compañía) de provocar cáncer en sus usuarios, sin ningún tipo de prueba, me parece irrespetuoso e irresponsable. Dar por sentado que un libro electrónico sólo se utiliza para leer literatura de baja calidad me parece, directamente, grotesco y absurdo.

Tengo un Kindle y un iPad y ambos los utilizo para leer libros y revistas de todo tipo. Por supuesto que si fueran perjudiciales para la salud me gustaría saberlo, pero de ahí a afirmar que es mejor fumar que leer en un Kindle me parece demencial. Sigo sin entender la condena que se hace del libro electrónico, aparte de gustos personales.

Entiendo que te guste más leer en papel que en digital, igual que hay gente a la que no le gustan los libros de bolsillo, y me parece genial y lo respeto. A mí, personalmente, me da igual el formato, y aunque me encantan las ediciones bonitas y cuidadas eso no quita que crea que el libro electrónico tenga sus ventajas. Que las tiene, y muchas.

La pataleta enfurruñada de Andrew Wylie me parece fuera de lugar. Es lógico que quiera defender sus intereses pero no a cualquier precio. Gente como Wylie, incapaces de darse cuenta de que la industria editorial está cambiando, son los que muchas veces frenan el progreso natural de la cultura. No entiendo porqué un mayor número de opciones y de formatos perjudica a los lectores… o será que los perjudicados son otros, ¿verdad, Chacal?

Vía | La Nación 
Foto | ABC.es


kindle 2

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s